• @TorosDeTijuana

COLUMNAS

  • Ruidos del Dugout
    Juan Ángel Ávila
    • Jueves 27 de Abril del 2017 9:38 PM

EL “SHERMAN” CASTAÑEDA
Curioso el apodo de este novato de los Toros de Tijuana. Se llama Victor y proviene de ese gran semillero beisbolero que son las ligas infantiles de Culiacan.

Resulta que era jardinero central y es gran admirador del que fuera conocido como “la pesadilla guinda” Darrell Sherman.

Su padre ha sido uno de los mejores jardineros centrales en béisbol amateur de Sinaloa y le apodan “Willie Mc Gee” como aquel patrullero de los Cardenales.

Víctor Castañeda fue firmado como pitcher por Jorge Campillo y el viernes anterior debutó en Tijuana lanzando 1 entrada y un tercio en blanco ponchado a un contrario, Esteban Quiroz ni más ni menos.

Por enfermedad de Horacio Ramirez le tocó abrir en Puebla el último juego de serie ante la mejor ofensiva de la liga y a sus 18 años lanzó 5 entradas estupendas de una carrera y cinco ponches siendo 2 de ellos a Endy Chavez que solamente se había ponchado 1 vez en toda la temporada.

El muchacho mostró temple, buen comando y un arsenal variado de lanzamientos. Quizás no tiene la velocidad de otros prospectos pero se nota que reconoce el arte de lanzar.
LIGA COMPLICADA
Muchos ejemplos tenemos este año de peloteros debutantes en liga mexicana que tal vez pensando que se iban a comer de un bocado el circuito veraniego han terminado por toparse con pared pues la liga ha incrementado su nivel y ya no resulta fácil para un jugador con etiqueta de ligamayorista el poder sobresalir.

Hay que mostrar en el terreno el curriculum que se tiene. José Valverde es un ejemplo. El cerrador de Rieleros ha sido gran adición para el equipo de Homar Rojas. Pero lleva 3 salvamentos en 4 oportunidades y además ya le tocó perder 2 juegos.

Y aquí hablamos de Valverde, que fue un cerrador estelar en las mayores donde lideró tres veces en rescates. 1 con Arizona, 1 con Houston y la última ocasión ocurrió en 2011 con los Tigres de Detroit.

Cierto que los años han pasado. Pero el nivel se mantiene, aún “zumba” la pelota a 92-94 millas por hora .

Pero su caso como el de otros y hasta cronistas también es de asombro por menospreciar a la liga mexicana. No en el mal sentido de la palabra sino que tal vez no esperaba (mos) un circuito tan fuerte y de tantos ajustes dependiendo climas, horarios, viajes y calidad sobre el terreno.
EN EL ESCAPARATE
Al no ser club contendiente, los Medias Blancas de Chicago tienen a medio equipo en el “aparador” para saber que pueden conseguir por esos elementos.

Y por ello les ha caído “de peluche” creo yo el ver a Miguel Ángel Gonzalez invicto con 3-0 y baja efectividad.

Él tapatío es agente libre terminando 2017

17 temporadas como comentarista en español de los Padres de San Diego. Ávila estuvo presente en la cabina durante los juegos de playoffs de los Padres en 1998, incluyendo la Serie Mundial de ese mismo año, así mismo, durante los playoffs del año 2006. 20 temporadas en Liga Mexicana del Pacífico y 8 Series del Caribe. La temporada 2015 fue su primera como cronista de los Toros de Tijuana.

Juan Ángel Ávila COLUMNA: Ruidos del Dugout

Suscríbase a nuestro boletín